El olimpo de los dioses a tu alcance

El olimpo de los dioses a tu alcance

Cuenta la leyenda que el mundo estaba controlado por los Dioses Olímpicos, que tras derrotar a sus progenitores los Titanes asumieron el poder e impusieron su orden.

Mediante la mitología se entendía en Grecia el origen del mundo. Si hablamos de mitología griega, nos referimos a ese conjunto de relatos, mitos y leyendas que pertenecen a la Antigua Grecia y que podemos considerar la cuna de la civilización de Occidente.

A través de estos relatos que se han ido transmitiendo a lo largo de la historia conocemos como eran los antiguos griegos, su visión del mundo, la manera en la que practicaban la religión y cómo representaba la cultura.

En una sociedad politeísta como era la griega, cada elemento, acción, poder, ritual… estaba asociado a un dios. Los antiguos griegos creían que los dioses más importantes vivían en un panteón situado en lo alto del monte Olimpo y desde ahí se aseguraban de que el mundo siguiera su curso.

Zeus, el Rey

De entre los dioses Zeus era el rey. Dios del cielo y el trueno era el gobernante del Olimpo. Hermano de Hares y Poseidón, marido de Hera dio origen a varios linajes históricos.

Para representar al amar carnal, la belleza y el deseo estaba Afrodita, Venus en la mitología romana. Nació de la espuma del mar.

La guerra, la sabiduría y la artesanía eran el cometido de Atenea. Nacida de la cabeza de Zeus, era experta en defensa y estrategia se representaba a menudo con un búho.

Aunque no formaba parte de los 12 dioses del Olimpo, el papel de Prometeo fue crucial.  Junto a su hermano Epimeteo, tenía la misión de crear la humanidad y proveer tanto a los humanos como a los animales todo lo necesario para que pudieran vivir.

Sin salir de la mitología griega, pero dejando a un lado a los dioses se encuentran las ninfas. Las ninfas del atardecer o las hespérides, eran las encargadas de cuidar un maravilloso jardín en un lejano rincón de occidente. Este lugar era el Jardín de Hera donde crecían las manzanas de la inmortalidad, las hespérides tenían la misión de protegerlo.

Dafne es otra de las ninfas de la mitología griega, hija del dios del río fue perseguida por Apolo que estaba enamorada de ella. En la huida pidió ayuda a su padre que la convirtió en un árbol de laurel.

Los relatos de la mitología griega son infinitos. Estos nos transportan a un mundo de fantasía desconocido que todos nos imaginamos repleto de felicidad. Por eso, todas estas leyendas sirvieron de inspiración a la hora de nombrar los tratamientos de Lab Vanitas.

A través de los masajes nombrados en honor a Venus, Atenea, Prometeo, Dafne, Hespérides o el propio Olimpo de los Dioses, entrarás en un mundo exclusivo de relajación y bienestar que se convertirá en una experiencia.

andres
No Comments

Leave a Comment

Abrir chat
1
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?
Somos el Instituto de Belleza Lab Vanitas de Madrid. Tu centro de estética en Chamberí. Reserva tu cita !!!
Powered by