Los aceites esenciales, un nuevo elemento en las prácticas de relajación

Los aceites esenciales, un nuevo elemento en las prácticas de relajación

De origen y uso milenario, los aceites esenciales se han convertido en un elemento clave en todas aquellas prácticas de relajación, así como en la cosmética y en la medicina debido a sus numerosas propiedades y beneficios. Un legado de Hipócrates, el médico más conocido de la historia que ya trataba a sus pacientes con estos compuestos. Hoy en día, esta sustancia se encuentra asociada más bien a actividades de desconexión como los masajes o el yoga.

No obstante, cuando hablamos de los aceites esenciales con fines terapéuticos no nos referimos a la homeopatía sino a la aromaterapia. Los aceites esenciales son concentrados de materia prima vegetal caracterizados precisamente por su intensa fragancia y su textura no grasa. Además es una sustancia muy volátil, ya que se obtiene directamente de los vegetales (plantas, raíces, flores, hojas, etc.); por eso se recomienda conservarlas en frascos pequeños, en lugares frescos.

Es importante recordar que se trata de un compuesto químico natural, por eso no debe utilizarse en la alimentación; lo ideal es aplicarlo directamente sobre la piel, pero en pequeñas cantidades y una vez que se diluya (en agua o en otros aceites base), ya que sino podría quemar. Las tres vías de aplicación son las siguientes: inhalación o aromaterapia, que es la más segura de todas ya que se expande a través de un difusor o simplemente añadiendo unas gotas de agua caliente al compuesto para inhalar vapor; vía tópica, añadiendo gotas de aceites directamente sobre la piel, en el agua de baño o utilizarlo como aceite de masaje; o ingeridos, como píldoras o aditivos de la comida, por supuesto la opción menos recomendable ya que algunos aceites son tóxicos. Si optas por esta vía, siempre será mejor ponerse en manos de un experto que haga la prescripción y la posología antes de recurrir a los aceites esenciales como remedios caseros.

Propiedades y beneficios

En realidad es bastante difícil enumerar las propiedades y beneficios de los aceites esenciales, ya que existen tantos como plantas en cuanto a cantidad y a características. Entre las opciones más habituales se encuentran:

  • Los aceites esenciales de árbol de té. Ingrediente natural en todo tipo de champúes, y ungüentos, es super eficaz para tratar una infección de piojos. Además, aplicando un par de gotas sobre la piel, ayuda a reducir la aparición del acné.
  • Los aceites esenciales de aloe vera. Dado su relevante composición química (vitaminas, minerales, aminoácidos, antraquinonas, lípidos y polisacáridos), este aceite ayuda a mantener la piel flexible y firme para prevenir la aparición de arrugas y estrías.
  • Los aceites esenciales de limón. Adquiere un efecto reparador y cicatrizante, de ahí que se recomiende como tratamiento de ciertas enfermedades de la piel, además de para curar heridas y verrugas.
  • Los aceites esenciales de romero. Conocida como la planta sagrada de la paz, además de por su papel imprescindible en la cocina, el romero resulta especialmente útil cuando se quiere tratar problemas como la artritis, el dolor de espalda o el dolor muscular.
  • Los aceites esenciales de lavanda. Su aroma floral y calmante es ideal para aliviar los problemas de sueño y estrés. Asimismo, y mediante un masaje suave cráneo-cefálico, suaviza el dolor de la jaqueca.
  • Los aceites esenciales de eucalipto. Son muchas las propiedades de este aceite a nivel personal, pero si por algo se distingue el eucalipto es por su poder anti ácaros: elimina las bacterias y repele los mosquitos.
  • Los aceites esenciales de tomillo. Caracterizado por sus propiedades antibacterianas, este compuesto consigue ayudar en cualquier tipo de problema respiratorio, tipo resfriados o gripes.

Cuando descubras el mundo tan amplio alrededor de los aceites esenciales, querrás hacer alquimia en casa todo el tiempo. A través de su uso irás conociendo sus propiedades, beneficios y las diferentes formas de usarlo. Te resultará muy divertido probar mezclas y crear tus propios remedios caseros. El aceite esencial se convertirá en tu complemento ideal en tus tardes de baño. ¡Ya solo queda bajar la luz y relajarse!

Reinaldo Barboza
No Comments

Leave a Comment

Abrir chat
1
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?
Somos el Instituto de Belleza Lab Vanitas de Madrid. Tu centro de estética en Chamberí. Reserva tu cita !!!